Sábado, 29 de Febrero de 2020
nº de visitas: 26431098
MOTOR
NOTICIAS POR LOCALIDAD

COMPARTIR


Foto
13-02-2020
Me gusta conducir
Cómo evitar un accidente de tráfico en invierno
Por César Sinde, Periodista


La circulación en condiciones meteorológicas adversas unida a la falta de prevención de los conductores son elementos que disparan el riesgo de sufrir un accidente de tráfico. Siguiendo estos sencillos consejos, podemos minimizar el riesgo de tener un percance.

Coche en perfecto estado: si bien debemos tener nuestro vehículo siempre a punto en cualquier época del año, en invierno las carencias de mantenimiento pueden tener consecuencias graves. Los neumáticos no deben tener menos de 1,6 mm de profundidad, lo que además es ilegal y nos pueden multar. El dibujo de los neumáticos es esencial para circular sobre firme mojado o deslizante. Las cubiertas tampoco deben tener cortes o deformaciones y deben llevar la presión de aire indicada en el manual del vehículo. Amortiguadores, discos y pastillas de freno también deben estar en buen estado para asegurar que el coche nos responda en caso de emergencia. Las luces de cruce, diurna, posición y antiniebla también deben funcionar correctamente. Llevar el depósito de líquido limpiacristales lleno es más que recomendable por si nos cae suciedad en el parabrisas.

Circulación: cuanto peores sean las condiciones en que circulamos más deberemos moderar la velocidad, aumentar la distancia de seguridad con los vehículos que nos precedan y conectar las luces de cruce y las antiniebla delanteras si llueve, nieva o hay niebla. Las antinieblas traseras sólo deberemos conectarlas cuando nosotros no veamos bien a los coches que nos precedan. Además, deberemos desconectarlas tan pronto como la situación mejore, sobre todo de noche, ya que estas luces pueden molestar si la visibilidad vuelve.

Mejor por autopista o autovía: este consejo puede aplicarse a cualquier época del año, pero en invierno es especialmente indicado. Siempre que nos sea posible, es preferible circular por autopistas o autovías -incluyendo las de peaje- antes que por carretera convencional de doble sentido. Así nos libramos del riesgo de un choque frontal y en caso de salida de la vía, los márgenes que rodean las autovías o autopistas suelen ser menos lesivos ante un impacto.

Cadenas: desde finales de octubre y hasta finales de mayo es más que recomendable llevar siempre las cadenas en el maletero del coche, sobre todo si hacemos trayectos interurbanos por zonas de montaña. Las cadenas hay que colocarlas en el eje del coche que reciba la tracción del motor. Si no sabemos cómo ponerlas, en YouTube hay vídeos donde lo explican. Tan pronto como circulemos sobre nieve, hay que colocarlas. Y en cuanto deje de haber nieve sobre el asfalto, deberemos retirarlas. Para que nos sea más fácil montarlas y desmontarlas, es recomendable tener unos guantes de trabajo que aíslen nuestras manos del frío para que no se nos entumezcan. No obstante, hay que vigilar que los guantes tampoco sean demasiado gruesos para poder manipular las cadenas. Con las cadenas puestas, es preciso desconectar el control electrónico de tracción, ya que los eslabones alteran las condiciones normales de funcionamiento. Una vez en casa, es imprescindible lavar bien las cadenas con agua caliente para retirar la sal y suciedad y secarlas bien para que los eslabones no se oxiden.


 


Conducción sobre nieve o hielo: al circular sobre firme deslizante, la norma a seguir es evitar la brusquedad al acelerar, frenar o girar para evitar que el coche patine. En coches con cambio manual, es preferible arrancar en 2ª marcha para minimizar el riesgo de patinaje. Una vez en marcha, deberemos circular con la máxima separación posible respecto al vehículo que nos preceda y transitar por las marcas o roderas que esos vehículos ya hayan dejado sobre la nieve. En días de heladas, hay que evitar los márgenes de la carretera ya que es ahí donde se puede acumular hielo. Es recomendable llevar siempre el depósito lleno por si nos quedamos atrapados por una nevada. Así tendremos combustible suficiente para mantener el motor encendido y tener calefacción. Llevar el móvil cargado y cargador/adaptador de mechero nos permitirá no quedarnos sin batería en el teléfono. Además, tener una manta, agua, frutos secos y chocolate a bordo tampoco está de más en previsión de que podamos quedarnos bloqueados.



Comentarios
Queremos saber tu opinión

Si estás registrado, introduce a continuación tu usuario y contraseña. Puedesregístrarte aquí.
EMAIL
CONTRASEÑA


Si no recuerda su contraseña, pulse aquí para enviarle un recordatorio.



PERIODICO EN PDF
DESCARGAR
Descargar Acrobat Reader portada
PORTADA | POLITICA | SOCIEDAD | CULTURA | EDUCACION | MEDIO AMBIENTE | SALUD | DEPORTES | REPORTAJE | OPINION
Motor | Toros | Cine | Agenda cultural | La última | Humor | Callejero | Staff | Hemeroteca | Dossier comercial